Noticias

¿Cuándo tendrá Europa una infraestructura suficiente para el coche eléctrico?

¿Cuándo tendrá Europa una infraestructura suficiente para el coche eléctrico?

Las ventas de coches eléctricos en España cerraron 2016 con 4.746 unidades matriculadas según datos de ANFAC, si tenemos en cuenta tanto vehículos 100% eléctricos como híbridos enchufables. Hablamos de cifras discretas, sobre todo si tenemos en cuenta que los objetivos fijados en el Plan de Impulso a la Movilidad con Vehículos de Energías Alternativas impulsado por el Ministerio de Industria ascienden a 150.000 unidades matriculadas en 2020.

Sin embargo, es necesario decir que España ha establecido un nuevo récord de ventas, aumentando las cifras en un 51,48% respecto al año anterior y siguiendo con la tendencia ascendente de un mercado cada vez más maduro.

Mirando hacia Europa

Si miramos hacia Europa, son varios los países que nos están señalando el camino. Comenzando por nuestros vecinos franceses, quienes han matriculado 34.574 unidades en 2016, aumentando las ventas en un 28% respecto al año anterior y estableciendo una cuota de mercado del 1,7%.

Este éxito de ventas francés tiene gran parte de culpa en el sistema de incentivos públicos a la compra de coches eléctricos impulsado por el país galo. Este programa concede una subvención de 6.000 euros a quien decida comprarse un coche 100% eléctrico. Una ayuda que se va hasta los 10.000 euros en el caso de todas las personas que den de baja un modelo diésel matriculado antes del año 2006 a la hora de comprar su coche eléctrico.

Si subimos hacia el norte llegamos a Alemania, el mayor mercado de automóviles de Europa. Un país donde está costando que arranque el mercado del vehículo eléctrico, pero que se respalda en una apuesta decidida del gobierno.

Los alemanes han matriculado un total de 27.104 unidades en 2016, lo que supone un incremento del 12% respecto a 2015 y establece una cuota de mercado del 0,81%. Es necesario decir que el gobierno alemán ha sido uno de los gobiernos europeos que más ha tardado en publicar un plan de ayudas a la compra de coches eléctricos. Eso sí, cuando lo ha hecho, lo ha hecho con todas las consecuencias.

Hablamos de un plan que tiene una dotación económica de 1.200 millones de euros, el cual ha sido financiado a partes iguales por fabricantes y gobierno. Un plan de impulso que subvenciona con 4.000 euros la compra de un coche 100% eléctrico y con 3.000 la compra de un híbrido enchufable. El objetivo es poner en las carreteras alemanas entre 300.000 y 400.000 vehículos enchufables en los próximos años.

Continuando hacia el norte llegamos a los países nórdicos, con Noruega como principal referente. El caso de Noruega es único en el mundo. El país nórdico ha cerrado 2016 con un total de 45.622 vehículos eléctricos registrados, lo que significa un incremento del 33% respecto a 2015.

Siendo como es Noruega un país con poco más de 5 millones de habitantes, estas espectaculares cifras de ventas de coches eléctricos hacen que la cuota de mercado haya llegado a casi el 30% en 2016. Una éxito que que además está asegurado al menos hasta 2020 gracias a la exención de IVA en la compra de este tipo de vehículos.

Mientras tanto, en España seguimos esperando la llegada del Plan Movea 2017 después de un periodo en el que no ha habido ayudas públicas. Un plan que debería llegar pronto y que en principio parece que tendrá una dotación muy similar a la del Plan Movea 2016.

La necesidad de la infraestructura de recarga

En un principio, parece claro que Europa quiere coches eléctricos, tanto a nivel particular, como a nivel institucional. No obstante, todavía queda mucho por recorrer para popularizar una tecnología que sin duda es parte de nuestro presente y nuestro futuro.

Uno de los aspectos clave para la expansión de la movilidad eléctrica es la infraestructura de recarga. Si bien es cierto que actualmente el 80% de las recargas se realizan en casa, el hecho de tener puntos de recarga disponibles aporta seguridad a los usuarios de coches eléctricos, que se atreven a recorrer distancias más largas.

Además, con la llegada de modelos con mayor autonomía como el Nuevo Renault ZOE 40 con 300 kilómetros reales, ya es posible realizar viajes de larga distancia con este tipo de vehículos. Pero para que esto ocurra, la infraestructura de recarga rápida es imprescindible.

En este sentido ya hay muchas cosas hechas, pero es necesario hacer muchas más. Un claro ejemplo es Barcelona, que cuenta con 13 puntos de recarga rápida en el entorno urbano. Una infraestructura que permite, por ejemplo, al sector de taxi operar con vehículos eléctricos de una forma tranquila y segura. Sin embargo, volvemos al mismo problema de antes: es necesario que los puntos de recarga rápida salgan de los entornos urbanos y se instalen en lugares estratégicos que permitan unir unas ciudades con otras, habilitando así la posibilidad de realizar viajes largos en coche eléctrico.

Como se puede comprobar, ya hay algunos puntos de recarga rápida repartidos por la península. Es posible que viendo este mapa pueda parecer que el problema de la infraestructura ya esté solucionado. No obstante, este mapa es algo engañoso, ya que tiene en cuenta todos los puntos de recarga superiores a 22 kW, incluyendo hoteles, talleres y concesionarios, entre otros. Por lo tanto, no todos están disponibles las 24 horas del día los 7 días de la semana, o puede que estén solo reservados para clientes.

Proyecto TEN-T

La Red Transeuropea de Transporte (Trans-European Transport Networks, abreviado como TEN-T) es un conjunto planificado de redes prioritarias de transporte pensadas para facilitar la comunicación de personas y mercancías a lo largo de toda la Unión Europea. A través de este proyecto, Europa financia proyectos que considera estratégicos para el futuro de la movilidad en el viejo continente. En 2014, este proyecto pasó a manos de la Innovation and Networks Executive Agency (INEA).

Los proyectos a financiar pueden ser desde carreteras o autopistas, hasta trenes de alta velocidad. Por supuesto, no se olvida de la movilidad eléctrica, uno de los principales pilares de la movilidad que viene, sobre todo si queremos reducir la dependencia de los combustibles fósiles, limpiar nuestras ciudades de contaminación y combatir el cambio climático. Por eso, en los últimos años, hay un tipo de proyectos que ha destacado por encima de otros: los corredores de infraestructura de recarga rápida para coches eléctricos.

Estos corredores tienen como objetivo implantar una infraestructura de recarga rápida para coches eléctricos a lo largo de las principales carreteras europeas, que permitan desplazarse en vehículo eléctrico tanto dentro de los países de la Unión Europea como superando las fronteras de unos a otros.

En el caso de que la implantación de estos puntos de recarga rápida coincida con las principales arterias de movilidad que Europa considera claves, automáticamente pasan a ser financiables por la Unión. En el caso de España, eso ocurre con el corredor Atlántico y el corredor Mediterráneo.

En ese sentido, son varios los países que han comenzado iniciativas que tienen como objetivo establecer una infraestructura de recarga rápida para coches eléctricos, captando fondos del programa TEN-T.

Muchos países han decidido aliarse para poner en marcha conjuntamente algunos corredores, maximizando esfuerzos para conseguir una mejor infraestructura de recarga para los usuarios, y que además permita realizar conexiones para moverse entre los diferentes estados de una Unión.

Entre los proyectos financiados está el Rapid Charge Network, un proyecto llevado a cabo por Irlanda y el Reino Unido y que consiste en la instalación de 74 puntos de recarga rápida multiformato (compatibles con todos los vehículos eléctricos del mercado) entre los dos países. Un proyecto ya finalizado y que tiene todos los puntos de recarga en funcionamiento.

En el caso de Francia, el proyecto financiado por la Unión Europea es el Corri-Door, un proyecto que supondrá la instalación de 200 puntos de recarga rápida multiformato cada 80 kilómetros en la principales carreteras francesas. Una recarga que además se realizará mediante energía 100% renovable, contribuyendo a un futuro más sostenible. Actualmente muchas de la estaciones de recarga ya están operativas.

Alemania, Bélgica, República Checa y Eslovaquia han decidido unirse para impulsar un único proyecto común. Se hace llamar fast-E y tiene como objetivo desplegar 307 puntos de recarga rápida multiformato a lo largo y ancho de estos países. Para octubre de este mismo año el proyecto debería estar finalizado con todas las estaciones en funcionamiento.

Además de los mencionados, otros países también han decidido poner en marcha sus propios proyectos, como puede se puede ver en el vídeo de arriba.

El caso de España: Proyecto CIRVE

A pesar de que España está siendo más tardía en la adopción del vehículo eléctrico, también tiene su propio proyecto para el despliegue de la infraestructura de recarga para vehículos eléctricos. Se llama Proyecto CIRVE (Corredores Ibéricos de Infraestructura de Recarga Rápida de Vehículos Eléctricos) y cuenta también con el apoyo de Portugal.

Se trata de un proyecto liderado por el gestor de recarga español Ibil y del que forman parte del consorcio EDP, Endesa, GIC, Ibil, Iberdrola y la Asociación AEDIVE, junto a otros socios internacionales como Renault y el Centro para la Excelencia e Innovación de Portugal, CEIIA. Además, cuenta con el apoyo de los ministerios españoles de Fomento y de Economía, Industria y Competitividad.

El objetivo de este proyecto es ubicar 25 nuevos puntos de recarga rápida en España y adaptar otros 15 sistemas que ya están en funcionamiento en determinados puntos estratégicos de los corredores ibéricos. De esta forma, la Península Ibérica podrá conectar con el resto de países de la Unión Europea a través del transporte eléctrico por carretera. Una apuesta no tan ambiciosa como la de otros países de la Unión Europea, pero que servirá para cubrir toda la península con puntos de recarga rápida.

La iniciativa, conlleva una inversión de 3,5 millones de euros para su desarrollo en en nuestro país y está subvencionada con un 50% por la Comisión Europea.

Al estar la mayoría de estos puntos de recarga rápida situados a lo largo de los corredores Atlántico y Mediterráneo, pueden ser financiados por Europa. El plazo de ejecución de este proyecto es de cuatro años y medio, por lo que para 2021 los corredores de recarga deberían estar completamente instalados. Eso sí, los cargadores se instalarán a lo largo del plazo, por lo que pronto deberíamos empezar a ver los primeros resultados.

En definitiva, un proyecto que permitirá desplazarse en coche eléctrico por la Península Ibérica, e incluso los más aventureros podrán viajar hacia Europa a través de la conexión con Francia.

Pronto, cuando todos los proyectos financiados por la Unión Europea estén finalizados, moverse en coche eléctrico por Europa podrá ser algo completamente normal.

Si quieres saber más sobre movilidad eléctrica, te invitamos a visitar el site especializado Corriente Eléctrica, una publicación de Renault sobre tecnología, tendencias, actualidad y experiencias con el coche eléctrico.

Fuente de la noticia: https://www.motorpasionfuturo.com/n/cuando-tendra-europa-una-infraestructura-suficiente-para-el-coche-electrico

Haz click para añadir comentario

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Noticias

Más en Noticias

BOE: Convocatoria Horizonte Pyme 2017

admin26 Junio, 2017

Señalizar sin riesgo para mejorar la seguridad vial

admin23 Junio, 2017

Paneles interactivos con información de interés para los ciclistas en Copenhague

admin23 Junio, 2017

Taller Internacional CDTI – Madrid – 4 de julio de 2017

admin23 Junio, 2017

Próximas jornadas temas legales y financieros H2020

admin23 Junio, 2017

Jornada sobre las últimas simplificaciones de las Reglas de Participación en Horizonte 2020

admin23 Junio, 2017

Mejores carreteras ayudan al movimiento productivo (México)

admin23 Junio, 2017

El gobierno local sustituye la iluminación de la carretera de Coirados a Pardavila (Pontevedra)

admin23 Junio, 2017

La aplicación capaz de salvar vidas de ciclistas y peatones

admin23 Junio, 2017