Noticias

Test Euro NCAP: 20 años ‘a golpes’ por la seguridad

Test Euro NCAP: 20 años ‘a golpes’ por la seguridad

Año 1997. Se anuncia en Gran Bretaña el ‘nacimiento’ del primer mamífero clonado, la oveja Dolly. Tony Blair gana sus primeras elecciones e inicia el período más largo del laborismo en el poder. Muchos británicos reciben estas noticias a bordo del Rover 100, el coche preferido de la época. Pero la fama de este utilitario termina sepultada a finales de ese año, al ser considerado uno de los vehículos “más inseguros del mercado”.

¿Cómo puede ser? Si hasta Lady Di, la Princesa de Gales, huye de los paparazzis en ese automóvil… Pero el dictamen del recién creado organismo EuroNCAP, concebido para reducir la siniestralidad vial europea, es demoledor. Éste simula con una especie de muñecos (dummies) todo tipo de impactos a 50 km/h que evidencian graves deficiencias en la mayoría de los superventas de la época. El Rover 100 se doblaba como una lata de refresco. El mensaje fue claro: “Existe alto riesgo de lesión en todas las regiones del cuerpo del conductor”.

La reacción de las firmas fue visceral y contraria a estos primeros resultados. Una actitud opuesta a la que tienen hoy en día. Y es que conseguir una buena nota en las pruebas de choque de Euro NCAP supone un refuerzo comercial.

En estas dos décadas, la entidad ha publicado 630 valoraciones, ha realizado ensayos de choque de 1.800 coches y ha gastado, en total, más de 160 millones de euros para mejorar la seguridad de los vehículos. Según sus datos, ha ayudado a salvar más de 78.000 vidas. En 1997 murieron en las carreteras europeas 59.295 personas, en 2016 el número de víctimas ascendió a 25.500.

“Es imposible”

El Rover 100 fue el peor de la clase en la primera oleada pero sus compañeros Fiat Punto, Nissan Micra, Opel/Vauxhall Corsa y Renault Clio apenas obtuvieron dos estrellas de las cuatro posibles (hoy el baremo es de cinco). “Es imposible”, reiteraban una y otra vez las marcas. Rover fue la más enérgica y alegó que el bastidor de su modelo tenía un diseño de finales de los años 70: “No valoramos el ahorro de los fabricantes, sí que pongan en peligro la vida de clientes por una cuestión económica”, le espetó EuroNCAP.

Las excusas cayeron en saco roto cuando el Volvo S40 se convirtió en el primer vehículo en lograr las cuatro estrellas (la máxima puntuación de la época) en julio de 1997, apenas unos meses tras la primera oleada.

Y si unos británicos fueron los primeros en poner el grito en el cielo, otros pusieron la primera piedra para la creación de Euro NCAP. Consideraron su fundación en 1994, con vistas a su posterior expansión por toda Europa. El programa se basaría en los ensayos del Comité Europeo de Vehículos Experimentales, que desde la década de los 70 desarrollaba aspectos de la seguridad vial.

Fuente de la noticia: http://www.elmundo.es/motor/2017/04/21/58fa1d8146163f19028b45b8.html

Haz click para añadir comentario

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Noticias

Más en Noticias

CONGRESO INTERNACIONAL BIMTECNIA 2017: Solo el 15% de las empresas de infraestructuras cuenta con una estrategia digital

admin12 diciembre, 2017

España obtiene un 11,60% de retorno en la convocatoria 2017 “Ciencia con y para la Sociedad” de Horizonte 2020

admin12 diciembre, 2017

De la Serna defiende el sistema de transporte español en Bruselas

admin12 diciembre, 2017

Jornada informativa: H2020 RS3, SME Instrument y FTI. 20 de diciembre

admin12 diciembre, 2017

TRANSFIERE 2018, Foro Europeo para la Ciencia, Tecnología e Innovación

admin12 diciembre, 2017

Bilbao – Jornada informativa H2020 Reto Social 3 “Energía segura, limpia y eficiente”. 19 de diciembre

admin12 diciembre, 2017

H2020. TRN. Infoday Nacional 29 de noviembre. Presentaciones

admin12 diciembre, 2017

CONFEBUS impulsa la renovación de las estaciones de autobuses

admin12 diciembre, 2017

EUROSTARS: seminario web gratuito que se realizará el 14 de Diciembre 2017

admin12 diciembre, 2017