In Noticias Socios

Investigadores de 5 países colaboran para mitigar el efecto de eventos naturales extremos.

Alrededor de 40 especialistas llegados de cinco países (Reino Unido, Irlanda, Francia, Portugal y España) están participando desde ayer en la sede ciudad de la Escuela de Ingeniería Industrial en el taller de lanzamiento del proyecto Sirma, un trabajo financiado por la Unión Europea con cerca de dos millones de euros y que tiene como principal objetivo la creación de un sistema o conjunto de sistemas capaces de anticipar y mitigar los efectos de eventos naturales extremos, sobre todo inundaciones e incendios forestales, en las principales infraestructuras atlánticas de transporte, incluidas tanto carreteras como líneas ferroviarias.

“La mayor parte del transporte de personas y mercancías en el área atlántica se realiza por ferrocarril y por carretera. El rendimiento de estas infraestructuras está afectado directamente por eventos naturales extremos y por los fuertes procesos de corrosión que resultan de la cercanía con el océano Atlántico”, explicó en la presentación de la reunión la profesora Belén Riveiro, investigadora del Grupo de Geotecnologías Aplicadas de la Universidad de Vigo, que estuvo acompañada en la presentación por el rector, Manuel Reigosa; el secretario de la  EEI, Pablo Izquierdo, y la concejal y docente de este centro Ana  Mejías, que acudió a la reunión en representación del alcalde de Vigo.
Todos hicieron hincapié en la importancia de un trabajo que vela por la seguridad ciudadana y que no sería posible “sin la implicación de tantos grupos de investigación trabajando juntos”, destacó Reigosa, quien recalcó la importancia de las diferentes convocatorias de ayudas a la investigación de la Unión Europea.
Sirma pretende mejorar significativamente la resiliencia de las infraestructuras del transporte mediante el desarrollo de un conjunto de herramientas holístico con aplicación transversal para anticipar y mitigar los efectos de eventos naturales extremos. “Estas herramientas se desplegarán para las principales fuentes de peligro que afectan a los principales corredores atlánticos, cubiertos en gran parte por la experiencia y conocimiento del miembros del consorcio”, explica Riveiro.
El proyecto arrancó en abril de 2019 y finalizará en marzo del 2022. En los primeros 18 meses se está trabajando en profundizar en los conocimientos y desarrollo de herramientas que permitan evaluar la vulnerabilidad de las infraestructuras del transporte a eventos  interceptables, “por ejemplo, procesos de deterioro de los materiales”, y eventos no  interceptables, como podrían ser el desgaste de pilares en puentes, teniendo en cuenta diferentes escenarios de cambio climático.
“Se trata de ser capaces de crear instrumentos y herramientas de monitorización de infraestructuras  y establecer diferentes estudios experimentales que sirvan de referencias en diferentes estructuras críticas”, destaca la responsable local del proyecto, que hace también hincapié en la importancia de desarrollar una herramienta que facilite la toma de decisiones teniendo en cuenta el riesgo. “Se trata de analizar las principales necesidades desde el punto de vista de la monitorización de las infraestructuras, de conocer las principales fuentes de riesgo en el espacio atlántico y de conseguir un conocimiento más profundizo de las regiones en las que se van a llevar a cabo los proyectos piloto”, explica la investigadora viguesa, quien destaca que estas demostraciones se llevarán a cabo principalmente en Portugal e Irlanda en la segunda mitad de 2021.
El consorcio está integrado por diez socios liderados por la Universidade do Minho y participan la University College Dublin (Irlanda); la Universidade de Vigo (España); la Universidade de Nantes (Francia); la Universidade de Surrey  (Reino Unido); AZVI SA (España); Irish Rails (Irlanda); Infraestruturas de Portugal SA (Portugal); Queens University Belfast (Reino Unido) y la Universidade de Birmingham (Reino Unido).
Por parte de la Universidad de Vigo participa en el proyecto el Grupo de  Geotecnologías Aplicadas, que se encarga principalmente del paquete de trabajo orientado a desarrollar instrumentación y sistemas de monitorización de infraestructuras basados en tecnologías geomáticas. Coordinados por el profesor Pedro Arias, investigador principal de este grupo, los responsables locales del proyecto son, en este caso, los investigadores Belén Riveiro y Joaquín Martínez.

Fuente de la noticia: https://www.atlantico.net/articulo/universidad/crean-sistema-fortalecer-infraestructuras-transporte/20200114230627751835.html

Recent Posts

Dejar un comentario

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

X