In Noticias Socios

El Gobierno ha incluido en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia el desarrollo de un sistema de pago por uso de la red de vías de alta capacidad, con el objetivo de garantizar los fondos necesarios para la conservación de la red de carreteras. ACEX, la Asociación de Empresas de Conservación y Explotación de Infraestructuras, solicita que, si finalmente se lleva a cabo esta medida, el ingreso que se obtenga tenga carácter finalista para el sector de la carretera (conservación de carreteras, modernización de vehículos de transporte…), procediéndose a una reconsideración de la carga impositiva que sufre la carretera (impuesto de combustibles, impuesto de circulación, matriculación), que no tiene carácter finalista y que grava al sector en su totalidad.

ACEX advierte sobre las consecuencias de tarificar solo las carreteras nacionales. El tráfico se desviará de inmediato hacia la red regional, empeorando la situación de la conservación de estas carreteras, dada la escasez de recursos económicos de las administraciones autonómicas para la conservación. Es por ello que defiende que el modelo que se implante sea único y global, incluyendo la financiación tanto de las carreteras de la Administración General del Estado como de las administraciones autonómicas. Solo de esta manera se dará respuesta al problema de financiación. De no ser así, se les estará transfiriendo a las comunidades autónomas una significativa carga de tráfico, fundamentalmente de vehículos pesados, que agravará su ya complicada situación para la conservación de sus vías.

Para ACEX, la conservación de carreteras no debe sacarse a concesión porque se trata de un gasto recurrente y, por tanto, “la Administración no necesita que un privado le adelante dinero en un momento puntual para hacer un gran desembolso, como ocurre cuando se construye una carretera”.

Según el informe “Conservación de carreteras en España. Comparativa con Alemania, Francia, Italia y Reino Unido”, España está a la cola en inversión en conservación de su red de carreteras. Nuestro país invirtió 22.489 euros/km equivalentes, mientras que Italia, el siguiente país con menor inversión, destinó casi el doble, 41.537 euros/km equivalentes (datos 2017 de las redes gestionadas por la administración estatal en cada país). En contraposición, Alemania pasó de destinar a conservación el 46% de la inversión total en carreteras en 1992, al 56% en 2003, para saltar hasta alcanzar el 70% en 2016. Para ACEX, esta tendencia es un ejemplo positivo a replicar y cifra en 1.300 millones de euros la inversión anual que debería destinar España a la conservación para asegurar el correcto funcionamiento del sistema de transportes.

Recent Posts

Dejar un comentario

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt
0

Start typing and press Enter to search

X